China gasta más en diplomacia y «soft power» que Estados Unidos, con resultados tangibles

 In NAFTA, TLCAN, Transporte de Carga, USMCA

Un país tiene dos formas de ejercer su influencia  sobre el resto: a través de la coerción y la fuerza o a través del llamado «poder blando» o soft power. China ha venido implementando su estrategia de poder blando e invierte alrededor de 10 mil millones de dólares al año en tratar de aumentar su influencia, valiéndose de medios ideológicos y culturales,  esto es más  de lo que invierte Estados Unidos en diplomacia pública, que es alrededor de 660 millones de dólares.

El  término soft power fue acuñado en 1990 por Joseph Nye,  profesor de la Universidad de Harvard, para caracterizar aquel poder que se ejerce a través de la cultura, valores políticos y políticas exteriores.  Un país puede “obtener los resultados deseados en la política mundial porque otros países —que admiran sus valores, emulan su ejemplo, aspiran a su nivel de prosperidad y apertura— quieren seguir esa ruta”.

El claro ejemplo de este poder ha sido Estados Unidos,  quien por medio de su industria cultural y otros recursos se ha convertido en el objetivo aspiracional de generaciones.  Ahora  China  busca  ganar terreno en ese ámbito y  convertirse en el centro de influencia  ideológica y de creación de valores, en combinación con su acelerado crecimiento en el ámbito económico.

En África,  la inversión China de desarrollo aumentó  en 520 por ciento en 15 años. En 2016, el valor de sus exportaciones fue de 82.500 millones de dólares, mientras que las empresas de Estados Unidos sólo exportaron alrededor de 20 millones al continente Africano.  En 2009, China superó a Estados Unidos como el mayor socio comercial de África.

En Latinoamérica, China ha superado a Estados Unidos como el principal socio comercial de varios países, incluido Brasil y prometió recientemente $500 mil millones en el comercio con países latinoamericanos y $250 mil millones en inversión directa china en los próximos diez años. Además, China también se ha comprometido a capacitar a 10,000 elites políticas en América Latina para el año 2020. Al invertir recursos en medios  de otros países, en think tanks y en los sectores culturales y académicos, China está aprovechando sus recursos para crear una visión positiva en la región.

En contraste,  Jooseph S. Nye,  escribe un artículo de cómo la administración Trump ha disminuido el  soft power norteamericano,  el profesor escribe: «La evidencia es clara. La presidencia de Donald Trump ha erosionado el poder blando de Estados Unidos. Solo el 30% de las personas encuestadas recientemente por Gallup en 134 países tenían una visión favorable de los Estados Unidos bajo el liderazgo de Trump, una caída de casi 20 puntos desde la presidencia de Barack Obama.».

En tiempos de guerra comercial, China nos demuestra que cabe poner atención en la importancia de los valores y  la cultura, así como en el cultivo de la admiración y el respeto por parte de otras naciones como ingredientes imprescindibles para adquirir o para mantener poder.

Fuentes:

http://www.globaltrademag.com/
https://www.project-syndicate.org/
https://www.economist.com/china/2017/03/23/china-is-spending-billions-to-make-the-world-love-ithttps://www.project-syndicate.org/commentary/china-civil-society-nationalism-soft-power-by-joseph-s–nye-2015-07/spanish?barrier=accesspaylog
https://revistadigital.sre.gob.mx/images/stories/numeros/n111/villanuevaulfgard.pdf

Marben Acosta Teran oversees the overall international B2B marketing strategy for Mexicom Logistics. She is passionate about building a solid brand while creating useful content for its audience. Marben loves learning more about the industry and being part of the Mexicom family.
Entradas Recientes

Deja un comentario

UMSCA_NAFTA_reacciones prensa